https://dev.twitter.com/cards/types/summary -->

Etiquetas

Etiquetas

lunes, 27 de noviembre de 2017

Javi Gómara: "Sin honestidad, un periodista no es periodista"

Sexta entrega del Test Al Periodista. Esta vez tengo el placer de conocer a uno de los referentes de la prensa escrita actual, en cuanto a la cobertura de la información del Atlético de Madrid se refiere. Javi Gómara es compañero del Mundo Deportivo y, sin duda, a uno de los que siempre hay que acudir para leer sus crónicas, noticias y reportajes del conjunto colchonero. Me cuenta su experiencia en el mundo del periodismo y lo que piensa de esta profesión.

González, ÁLVARO | Madrid

Pregunta-. ¿Qué es lo mejor que has encontrado en esta profesión?
Respuesta-. Sin lugar a dudas, los compañeros. Compañeros con los que has trabajado durante tanto tiempo y que ahora son amigos. Es fundamental para poder aguantar el día a día de esta profesión en la que te relacionas mucho con la gente. También cuando puedes hacer algún reportaje solidario, te reconforta ayudar a gente que lo necesita. Dentro de la modestia, te reconforta poder echar un cable.

P-. ¿Y lo peor?
R-. Algunos egos mal manejados y ver como esta profesión tan bonita a la que desde pequeño te querías dedicar va yendo cuesta abajo y sin frenos por muchos motivos. Por ejemplo, la irrupción de la web que lleva a un periodismo de menor calidad porque premia la inmediatez y el clic. Lo peor, es eso, la deriva que está tomando en los últimos tiempos.

P-. ¿Recuerdas tu primer día delante de un ordenador para escribir una noticia? ¿Qué sentiste?
R-.  Fue ya en el periódico, en 2002. Recuerdo ilusión, nervios y ganas, pero también la seguridad de que lo iba a hacer bien.

P-. ¿Cuál fue tu primera entrevista?
R-. Fue a Garcia Calvo para una asignatura de la universidad. A través de un amigo en común que tenía con García Calvo fui a un entrenamiento del Atleti y se la hice.

P-. ¿Soñabas de pequeño con ser periodista?
R-. Sí, soñaba de pequeño con ser periodista y deportivo. Desde que tengo uso de razón, con la máquina de escribir, con la Olivetti antigua, ya hacía mis periódicos en casa, recortaba las fotos y las pegaba. Siempre he querido dedicarme a esto.

P-. ¿Cuál es el medio que más te gusta?
R-. La prensa escrita, tanto para trabajar como para leer. Enfrentarte a un reportaje y luego leerlo es lo que siempre me ha gustado. La radio también me gusta. Es una espinita clavada que tengo ahí, pero más allá de colaboraciones, donde mejor me desenvuelvo y más a gusto me siento es en el medio escrito. 

P-. Si no hubieras sido periodista...
R-. Pues no lo sé. Tenía muy claro desde pequeñito que quería dedicarme a esto, no he querido hacer otra cosa que no fuese eso. Siempre ha sido mi prioridad y mi deseo. Imagino que si no hubiera sido periodista, estaría poniendo cañas con mi padre ahora mismo. 

P-. ¿Crees en la objetividad?
R-. Sinceramente, no creo. No existe en ningún ámbito de la vida ni en ninguna profesión. En esta tampoco, ya sea deporte, política, economía... Lo que sí debe de estar siempre presente es la honestidad. Sin honestidad, un periodista no es periodista. La objetividad, ya te digo, no existe en la vida y no existe en el periodismo.

P-. Un ídolo dentro del periodismo...
R-. Ídolo, como tal, no tengo. De pequeño me gustaba escuchar las narraciones de Héctor del Mar y por las noches los programas de Parrado, el programa de Goles, y de José María García, siempre me ha gustado. Ahora, me quedo con muchos referentes con los que he trabajado en Mundo Deportivo con la información del Atleti, pero no te podría nombrar ninguno en concreto.

P-. ¿Qué le dirías a los que sueñan con ser periodistas?
R-. Que lo intenten y luchen por ello. Tampoco se les puede engañar con decirles que es la profesión con más futuro del mundo, con muchas salidas y que va a ser un cuento de hadas porque no lo va a ser, pero si es lo que quieren hacer que luchen hasta que lo consigan.



Koke mejora la cara del Atleti

Koke disputa un balón ante la Roma.
(FOTO: eldesmarque.com).
González, ÁLVARO | Madrid

Tiempos mejores corren por el Wanda Metropolitano después del último parón de selecciones. Los rojiblanco han cosechado dos victorias y un empate ante el Real Madrid, pero han mejorado, sobre todo, en el juego y en la puntería de cara a gol. Curiosamente, esta mejoría se produce coincidiendo con la vuelta de su lesión de Koke. A un jugador que se le echaba de menos, pero que queda demostrado que es una pieza fundamental para Diego Pablo Simeone.

Se perdió seis partidos por lesión

El vallecano resultaba lesionado antes de la tercera jornada de Champions, partido que les enfrentaba al Qarabag en Bakú. Ese fue el primero de los seis encuentros que el técnico argentino no contó con el centrocampista y se notó. En ese intervalo de tiempo, el Atleti venció en dos ocasiones (Celta y Deportivo) y empató los otros cuatro partidos (Qarabag, en dos ocasiones, Elche y Villarreal). 

Resulta sorprendente que no se pudiera pasar del empate ni en Bakú ni en el Metropolitano ante el Qarabag, la cenicienta del grupo de los colchoneros en Champions. También, chirría que no se pudiera pasar del empate ante el Elche en la ida de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey. Y por último, tampoco se doblegó al Villarreal como local. A Celta y Depor se le ganó dejando mucho que desear en cuanto al juego.

Más allá de la crisis de juego y ocasiones por la que pasó el Atlético de Madrid en esos partidos, los rojiblancos no marcaron más de un gol en ninguno de los seis partidos que Koke faltó a la cita. Solo la solvencia defensiva evitó que alguna derrota se sumará al casillero atlético. 

Con él se marcan más goles

Con Koke, esta temporada, se han disputado 13 partidos entre Liga y Champions; con 6 victorias, 6 empates y 1 derrota. Se consiguieron 21 goles a favor, resaltan dos victorias a domicilio donde se anotaron 5 goles en cada partido. También se marcaron dos goles en cuatro partidos, como en San Mamés y ante Sevilla y Roma en el Metropolitano. Eso sí, ante la Roma los goles llegaron cuando el de Vallecas ya no estaba en el césped. 

En resumen, se está hablando mucho de Griezmann y de Gameiro como principales responsables de la mejoría de este Atleti, que deja atrás una mala racha que le ha podido costar la clasificación en Champions. Sin embargo, el seis rojiblanco ha sido clave para que el equipo vuelva a carburar, las sensaciones sean muy diferentes, más allá de los resultados, y la conexión del centro del campo con la delantera sea más fluida. No hay duda que Koke mejora la cara del Atleti. 

jueves, 23 de noviembre de 2017

Nunca dejes de creer

Griezmann abría el marcador con un golazo de tijereta.
(FOTO: Twitter).
González, ÁLVARO | Madrid

Hay noches que sabes como van a empezar, pero no como van a terminar. Algo así les pasaba ayer a muchos de los aficionados que se encaminaban, cuando ya caía la noche, al Estadio Wanda Metropolitano. Las noticias desde Bakú no eran nada buenas, el Qarabag no le había hecho ese favor que necesitaba el Atleti para que el milagro de la clasificación dependería solo de los chicos de Simeone.

Sin embargo, el nuevo feudo rojiblanco registró una muy buena entrada en busca de la proeza. Una proeza que no depende solo, como digo, del Atleti, pero que pasaba por ganar su partido ante la Roma como primera premisa. Se podía ganar de muchas maneras, pero se consiguió de una forma que dejó satisfechos a muchos aficionados, a pesar que hay que ser conscientes que la empresa está dificil.

El Atleti más ofensivo de la temporada

Aunque la primera parte no fue de las mejores, tras el descanso todo cambió. Se vio a un equipo mucho más ofensivo que en otras ocasiones -acabó con los cuatro delanteros del equipo, excepto Vietto-; Griezmann y Torres cuajaron un buen partido, tanto en ataque como en ayudando en defensa; se recuperó la garra y el buen estado físico que había faltado en otras ocasiones; y llegaron los goles.

Griezmann y Gameiro volvieron a ver portería, un mes después. Algo que también contribuyó a que regresará esa comunión entre afición y equipo, sobre todo con el siete rojiblanco. Tras el golazo que abría el marcador, su nombre volvió a ser coreado por, prácticamente, todo el estadio. Se hizo las paces con el francés.

Buen partido de Torres

El de Fuenlabrada también fue otra grata noticia en el día de ayer. Simeone le dio la titularidad y los 90 minutos. Algo que, aunque no consiguió anotar, no desaprovechó. Muy activo en la presión, en los balones aéreos y en la salida de balón del equipo, "hizo su mejor partido de la temporada", reconoció también el técnico argentino en rueda de prensa.

Dos semanas para la esperanza

Por lo que lo que parecía una noche de partido amistoso disfrazado de encuentro de Champions, finalizó con un muy buen sabor de boca y una frase recorrerá, por primera vez, los alrededores del nuevo Metropolitano y viajará hasta Londres dentro de dos semanas: nunca dejes de creer.

lunes, 20 de noviembre de 2017

Lucas Hernández progresa a pasos agigantados

Lucas Hernández gana un balón dividido ante Isco en el derbi.
(FOTO: Fichajes.com).
González, ÁLVARO | Madrid

Con todo prácticamente analizado del pasado derbi, me parecía muy repetitivo escribir unas líneas sobre la falta de gol del Atleti, la desconexión de Griezmann con la posterior pitada de la afición, el bajo rendimiento de los delanteros madridistas, la polémica... Pero bueno, a pesar de todo tengo todavía algo que analizar. Es la actuación de Lucas Hernández. Espectacular.

Miren que tiene difícil ganarse un puesto en el once titular rojiblanco. Si opta al lateral izquierdo, Filipe Luis es el dueño incontestable de esa posición. El brasileño sigue sin bajar el nivel y, afortunadamente, para los colchoneros supone una dura barrera para el lateral francés. Por otro lado, también ha sido utilizado para cubrir el centro de la zaga en alguna ocasión, pero aquí Godín es insustituible y Savic y Giménez suelen ser los dueños del otro puesto vacante. E incluso, el año pasado en Champions se le llegó a ver en el lateral derecho, aunque se le notó bastante incómodo a pierna cambiada.

A todo esto, llegó el derbi del sábado. Lucas tuvo la oportunidad ocupar el lateral izquierdo ante la lesión de Filipe Luis. Y cumplió. Y fue el mejor del Atleti. Se le notó una marcha más que todos sus compañeros, e incluso diría que, con Isco, fue el jugador que en mejor forma se le notó de todos los que pisaron el césped. Muy rápido al corte, veloz y oportuno en las subidas, con mucho criterio en defensa y sin arrugarse en balones aéreos.

Simeone declaró tras el partido que "juega con el corazón de un hincha. Está a un nivel extraordinario y solo le queda crecimiento por delante". Sin duda, unas palabras que dejan a las claras que es uno de los jugadores con más futuro de la plantilla rojiblanca. No era para menos después del completo partido que hizo.

Sin hacer ruido, nunca falla. Sin alzar la voz, siempre cumple. Y es que mientras su hermano se llevaba las portadas en verano, él no ha dejado de trabajar desde la suplencia. Desconozco cuando será el momento que se haga con ese lateral zurdo rojiblanco, pero no creo que falte mucho porque ya avisó en un derbi copero hace un par de años y se ha consagrado en otro, esta vez de liga, el pasado sábado. Progresa a pasos agigantados.

viernes, 17 de noviembre de 2017

Un derbi más importante que descafeinado

Saúl, marcando ante el Real Madrid.
(FOTO: Cope.es).
González, ÁLVARO | Madrid

Leo, escucho y veo a muchas personas que piensan y opinan que el derbi que se disputará este sábado a partir de las 20.45h en el Estadio Wanda Metropolitano llega un poco descafeinado. Que si ninguno de los dos equipos llega en su mejor momento de forma y juego, que si ninguno de los dos delanteros están afinados de cara a gol, que si todavía no existe ese ambiente que había en el Vicente Calderón, que si el Barcelona (líder de la Liga) está a muchos puntos de diferencia, que si todavía es muy pronto para ser un derbi decisivo... Estos son algunos de los motivos que evidencian que puede que este no sea el derbi del siglo, pero hay otros muchos motivos que si dan esa importancia vital a este partido.

Uno de los derbis más insulsos de la historia que recuerdo fue en mayo de 2005 cuando ninguno de los dos equipos se jugaban más que la honra y el orgullo en un Santiago Bernabéu que asistió a un soporífero partido que finalizó, como era de prever, con empate sin goles. Ese partido sí que fue un derbi descafeinado. 

Sin embargo, el que nos espera este sábado tiene muchos alicientes que denotan que llega un partido de una importancia máxima. Y es que los dos equipos se juegan no descolgarse de la lucha por el título, recuperar las buenas sensaciones y entrar en la historia por ser el primer triunfador de un derbi madrileño en el nuevo Wanda Metropolitano.

Veremos si Cristiano, Griezmann o los dos acaban con la sequía goleadora que les persigue en este inicio de temporada. Estaremos atentos a cómo recibe la afición rojiblanca a Theo Hernández, que se marchó del Atleti este verano de forma muy polémica al rival vecino. Asistiremos al primer lleno de un estadio que empezará a crear una nueva historia en su nueva etapa, la historia de los derbis. Y comprobaremos a cual de los dos equipos le ha afectado más el inoportuno parón de selecciones.

Con todo ello, se aprecia que hay motivos de sobra para tratar este partido como lo que es: un derbi capital. Y es que solo nos queda conocer los once titulares de cada conjunto para asistir a uno de los grandes acontecimientos que se pueden presenciar en la capital del país. Porque lo único de descafeinado que tendrá este derbi, serán los cafés que se tomen ambas aficiones en los alrededores del nuevo feudo colchonero. 


miércoles, 15 de noviembre de 2017

Vuelven Koke y Carrasco

Koke y Carrasco celebran un gol del Atleti.
(FOTO: futbolistos.es)
González, ÁLVARO | Madrid

Si ha habido una buena noticia en el Atleti durante este parón de selecciones es la recuperación de Koke y Carrasco. Ambos se entrenan con el grupo desde hace varios días y, aunque todavía no tienen el alta médica, estarán disponibles para el derbi ante el Real Madrid en el Wanda Metropolitano.

Como agua de mayo, esperan los aficionados rojiblancos la vuelta de dos jugadores fundamentales en el esquema de Diego Pablo Simeone. Y es que si hay algún factor que explica el poco fútbol que ha desempeñado el conjunto colchonero en los últimos partidos, ese es la ausencia del belga y, sobre todo, del vallecano.

Koke es el motor del mediocampo colchonero y lleva sin jugar desde el 14 de octubre ante el FC Barcelona. Su ausencia se está notando en el juego del equipo y en los resultados cosechados. Desde que el vallecano no está, los rojiblancos han sumado dos victorias en seis encuentros y en ninguno de los seis enfrentamientos han marcado más de un gol. Si tenemos en cuenta que han tenido rivales, a priori, inferiores como el Qarabag, Elche o Leganés, con los que no han pasado del empate, las estadísticas dejan a las claras que la baja del seis atlético se ha notado demasiado.

Por su parte, Carrasco disputó su último partido ante el Qarabag en Bakú el pasado 18 de octubre, cuatro días después que el vallecano. En ese encuentro, el belga se marchó andando al ser sustituido con empate a cero en el marcador. Actitud que no gustó a nadie del entorno colchonero. Casualmente, después de ese partido se conocía que sufría una tendinopatía rotuliana que le ha tenido al margen hasta esta semana.

Más allá de de lo que algunos puedan comentar diciendo que Simeone decidió castigar al belga por su actitud en Bakú, lo cierto es que el equipo ha notado su ausencia de manera notable. La velocidad, el desborde, el regate y el desequilibrio que supone la presencia de Carrasco no se ha visto durante estos últimos partidos en los que ha sido baja el belga. Ni Gaitán, ni los experimentos de poner a Saúl o Correa en la banda han hecho olvidar las cualidades del ex del Mónaco.

Por todo ello y a la espera de conocer la convocatoria un día antes del derbi. Tanto Koke como Carrasco volverán al once titular de Simeone. Algo que se convierte en la más clara esperanza de los aficionados atléticos para volver a ver buen fútbol y goles a orillas del Barrio de San Blas. La mejor noticia de cara al derbi, vuelven Koke y Carrasco.

lunes, 13 de noviembre de 2017

El dilema del lateral derecho

Vrsaljko y Juanfran, durante un entrenamiento.
(FOTO: marca.com).
González, ÁLVARO | Madrid

Aprovecho este parón de selecciones para analizar uno de los dilemas que está teniendo Simeone durante este inicio de temporada: el lateral derecho. Y es que se habla mucho sobre el acompañante de Griezmann en la delantera, por aquello que la falta de gol está lastrando la temporada atlética. Sin embargo, el lateral derecho no deja de ser otro foco de atención por el nivel que están mostrando Juanfran y Vrsaljko.

El croata, llegó al Atleti con el cartel de uno de los mejores laterales del futuro tras su buena actuación en la Eurocopa de Francia 2016. Sin embargo, el idioma y, sobre todo, las lesiones están dejando al croata en un discreto lugar dentro de la plantilla rojiblanca. Ha disputado 5 partidos esta temporada (3 en Liga, 1 en Champions y 1 en Copa del Rey).

Es cierto que Simeone ha confiado en él siempre que ha estado disponible, pero su irregularidad ha hecho que en los últimos partidos tenga un papel secundario. Eso sí, en los dos partidos de su selección ante Grecia, se le ha visto en un muy buen estado de forma. E incluso, en el partido de ida de esta repesca para el Mundial de Rusia 2018 ha sumado dos asistencias de gol.

Por su parte, el alicantino ha sido un fijo en los onces de Simeone desde que este llegará al conjunto colchonero. Ha disputado 10 partidos esta temporada (7 en Liga y 3 en Champions). E incluso, la temporada pasada llegó a jugar como extremo en alguna ocasión, por delante precisamente de Vrsaljko. Pero, los años pasan factura y a Juanfran se le está empezando a notar esta temporada. El de Crevillente es muy querido por el vestuario y la afición, pero su inicio de temporada no está siendo el mejor. Ya no sube como antes y, además, alterna actuaciones aceptables con errores en defensa que han podido costar goles importantes a los rojiblancos.

Por todo ello, Simeone tiene un duro quebradero de cabeza. El Cholo ha llegado a utilizar en alguna ocasión a Giménez como alternativa a los dos laterales derecho de la plantilla. Pero, esta opción tampoco ha llegado a convencerle.

Veremos que pasa a partir de este parón de selecciones. Si apuesta por Juanfran, que viene siendo el lateral derecho titular, o Vrsaljko, que ha salido de una lesión pero que se le ha visto a un buen nivel con su selección. Sin duda, un puesto que no parece tan importante, pero que se ha convertido en un verdadero dilema para el entrenador argentino.

lunes, 6 de noviembre de 2017

Hugo Condés: "Es importante ser de ese tipo de periodistas que pueden dormir por la noche"

Otra edición más de la sección Test Al Periodista. En esta ocasión, el protagonista es uno de los mejores narradores de la radio del momento. Onda Cero tiene el privilegio de contar con Hugo Condés, compañero de esos que hacen más amenas las esperas en Majadahonda o el Wanda Metropolitano, entre otros lugares. Como no podía ser de otra manera, un verdadero placer conocer un poquito más de lo que piensa este gran profesional del mundo del periodismo.

González, ÁLVARO | Madrid 

Pregunta-. ¿Qué es lo mejor que has encontrado en esta profesión?
Respuesta-. Te diría que casi todo. La verdad es que me considero un privilegiado por dedicarme a mi gran pasión e intento sacar el lado positivo a todo. Si hay que destacar algo en particular es, sin duda, la buena gente que conoces en el camino.

P-. ¿Y lo peor?
R-. Las desilusiones que te llevas con alguna gente, aunque creo que es algo que pasa en cualquier situación de la vida. Quizá lo peor es no tener una vida “normal” y faltar a muchas de las reuniones, cumpleaños, eventos tanto familiares como de amigos…

P-. ¿Recuerdas tu primer día delante de un ordenador para escribir una noticia? ¿Qué sentiste?
R-. Lo recuerdo. El jefe de Deportes de Ser Móstóles, Javi Martín, me envió a cubrir la temporada del Fuenlabrada de baloncesto que aquel año había bajado a la Liga LEB. Debuté un domingo por la mañana dando la crónica de un Fuenla-Orense. Yo jugaba al fútbol sala e iba hacia el campo, ya vestido, con espinilleras y todo, e iba leyendo mis párrafos escritos. Me quedó tan mal y tan leído que me propuse mejorar. Y es curioso, porque desde entonces rara vez entro en directo con algo escrito. ¡Dejo que sea mi cabeza la que improvise!

P-. ¿Soñabas de pequeño con ser periodista?
R-. Sí, siempre. Cuando era niño bajaba al barrio a jugar al fútbol y a las chapas y me gustaba más narrar los partidos que jugarlos. Siempre lo he tenido muy claro, ¡vocación total!

P-. ¿Cuál es el medio que más te gusta?
R-. La radio, desde siempre. Es magia, pasión, misterio… me encanta. Respeto los demás medios, pero la radio es mi favorito.

P-. Si no hubieras sido periodista...
R-. Hubiera sido periodista. A mi madre cuando nací le dijeron: “Ha tenido usted un locutor de radio”. (Risas).

P-. ¿Crees en la objetividad?
R-. Creo que es difícil ser objetivo porque todos tenemos nuestras filias y fobias, siempre alguien te cae mejor o peor y prefieres una cosa sobre la otra. Para mí, es mucho más importante, y esto es la clave, ser imparcial. Como dice mi maestro, Alejandro Mori: “Nos pagan por contar lo que hay, no o que nos gustaría que hubiera”.

P-. Un ídolo dentro del periodismo...
R-. Hay muchos. Grandes profesionales con los que flipaba de pequeño. Con muchos de ellos he tenido o tengo la oportunidad de trabajar a diario, con lo cual me repito, es un privilegio.

P-. ¿Qué le dirías a los que sueñan con ser periodistas?
R-. ¿Qué si están seguro de ello? (Risas). Si lo están, que peleen por cumplir sus sueños y que elijan que tipo de periodista quieren ser. Tener la conciencia tranquila y dormir por la noche es algo muy importante.


Griezmann, primero hay que sentarse en la mesa de tu club

Grizmann, desesperado en uno de los últimos partidos del Atleti.
(FOTO: elespañol.com)
González, ÁLVARO | Madrid

Poco me equivocaría si afirmo que Antoine Griezmann será el nombre propio del la información del Atlético de Madrid durante este parón de selecciones y que coincide con dos semanas de descanso antes del primer y decisivo derbi madrileño en el Wanda Metropolitano.

Desde su llegada al conjunto rojiblanco, el francés ha sido uno de los protagonistas más utilizados por los diarios deportivos para rellenar algún que otro párrafo de la actualidad atlética. También, ha sido relevante para ocupar alguno de los valiosos minutos en radio o televisión en cuanto a la cobertura del conjunto de Simeone. Sin embargo, desde el verano no lo hace de forma positiva.

Y es que, muchos aficionados rojiblancos respiraron aliviados al escuchar el pasado mes de agosto que Griezmann permanecería, por lo menos una temporada más, en el Atleti debido a su decisión de no dejar "tirado" al equipo, que no podía inscribir jugadores hasta el mes de enero. Decisión, eso sí, que tomó tras una renovación a la alza de su ficha anual. Pero bueno, lo importante es que parecía haber demostrado una lealtad y compromiso a unos colores que se esperaba que plasmase en un rendimiento igual o superior al que había ofrecido en sus anteriores campañas como rojiblanco.

No obstante, el problema ha llegado cuando el galo parece no haber olvidado que su futuro cada vez está más lejos del Wanda Metropolitano. Y eso hace que ni su cabeza ni su compromiso sea el esperado por el entorno colchonero. Sus números durante este inicio de campaña son muy pobres y hasta Simeone ya le ha dado un par de avisos en forma de indirectas verbales y sustituciones (como en Leganés o Riazor).

En mi opinión, sus números se han podido ver afectados porque esta temporada el esquema del técnico rojiblanco le ha obligado en muchas ocasiones a jugar mucho más lejos de la portería rival, su hábitat natural. También, cualquiera de los compañeros en ataque que está teniendo tampoco le han ayudado demasiado. Además, en los últimos encuentros se ha encontrado mucho más desconectado del juego por las ausencias de dos de los jugadores que más le surten de buenos balones, como Koke y Carrasco.

Por todo ello, es momento de exigir a la estrella francesa que aproveche este parón de selecciones para poner punto y final a esta situación y recuerde que decidió quedarse para ayudar y liderar al equipo, algo que todavía no ha cumplido. Porque para sentarse en la mesa de Messi y Cristiano, primero hay que ganárselo en la de tu club. 


jueves, 2 de noviembre de 2017

Al destino solo se le vence con las armas del pasado

Simeone, pensativo durante el Atleti-Qarabag.
(FOTO: donbalón.com). 
González, ÁLVARO | Madrid

Destino. Caprichoso destino. A él se refirió Simeone el pasado martes en la rueda de prensa posterior al empate del Atlético de Madrid ante el Qarabag en el Wanda Metropolitano, y que dejó un sabor muy amargo dentro del entorno rojiblanco. El técnico argentino repitió en varias ocasiones esa palabra para referirse a la situación por la que está pasando el equipo: "El destino nos está echando un pulso con el gol. Habrá que insistir para ganarle".

Sin embargo, al destino no se le derrota sin correr, sin marcar, sin luchar y sin competir. Y es que, por ejemplo, Michel Madera (jugador del Qarabag y autor del gol azerí) decía tras el partido que "antes el Atleti no te dejaba respirar, ahora no te ahogan tanto". Y es que esas palabras son el fiel reflejo de lo que le está pasando a los colchoneros. 

Estos jugadores ya no corren como antaño. Estos jugadores ya no presionan como temporadas atrás. Estos jugadores ya no son los de antes. Y es que ninguno recuerda a los Raúl García, Diego Costa, Tiago y compañia. Esa columna vertebral fue decisiva en los éxitos rojiblancos de años pretéritos. Ninguno muerde como el hispano-brasileño, ninguno lucha como el navarro y ninguno ordena como el portugués. Y ahí, está uno de los grandes problemas de este equipo.

La calidad es negociable en este club, pero no la actitud y las ganas. El martes, tan solo Godín demostró que él es uno de los únicos que todavía mantiene el ADN de ese Atleti que presionaba con tres jugadores cada pelota, que no daban una jugada por perdida y que cada balón aéreo era atacado como el último del partido. Así llegaron los buenos resultados y así se creo un estilo de juego que era referente en Europa.

Por ello, es momento de derrotar al destino. Pero para vencerlo hay que utilizar las armas del pasado: corriendo, luchando, peleando, compitiendo y marcando. Con estas armas se recuperará la confianza perdida y se derrotará a un destino que, si no es así, se seguirá saliendo con la suya una y otra vez.